Con el otoño llega el tiempo de las setas, una joya de la naturaleza que cada vez cuenta con un mayor número de adeptos.